Ricardo Roca Rey
(Lima, 1920 –1985)

Figura fundacional del teatro peruano y en especial de la “Dirección escénica”, oficio al que dedicó más de treinta años. Si bien se formó como ingeniero civil y ejerció esta profesión, su vocación teatral – originada dentro del círculo de una familia que cultivó el aprecio por el arte –, se impuso, encaminándolo finalmente hacia la dirección para la cual perfeccionó un método que le permitió abordar diversos textos dramatúrgicos, tanto de autores del teatro clásico como modernos y, sobre todo, de escritores peruanos.

Cimentó su prestigio de Director a partir del trabajo realizado con el elenco de la Asociación de Artistas Aficionados, cuyos montajes fueron un éxito de público y crítica. Entre 1950 y 1983 presentó sus espectáculos en casi todas las salas de la ciudad; varios de ellos en el Teatro Municipal.

Biografía en imágenes

Todas estas imágenes que cuentan apretadamente la biografía de Ricardo Roca Rey proceden de la reciente publicación de su hijo mayor, Una profunda huella (2020), editada para conmemorar el centenario de su nacimiento. En ellas vemos testimonios de su temprana vocación teatral, de su formación como “Ingeniero de Construcciones Civiles” y aspectos de su vida familiar, en las que sobresale su esposa Beatriz, más conocida como Baty, compañera en la vida y en las tablas. Incluimos también imágenes de su desempeño como Director del Instituto Nacional de Cultura (1980 y 1981), desde donde tomó pertinentes acciones a favor de la defensa y preservación del patrimonio arqueológico nacional.


Ricardo Roca Rey, director escénico

En este conjunto de imágenes quedó registrado lo que el público asiduo al teatro no suele ver: la actividad febril del Director escénico durante los ensayos. Aparece allí “libreto en mano”, constatando la fidelidad de un parlamento; trabajando el texto entre la escenografía o precisando las características del personaje con el actor que lo encarna; lo vemos también supervisando la puesta en escena y acotando las actuaciones desde el patio de butacas.

Incluimos también una imagen muy grata para los directores: el momento en que reciben el aplauso del público junto a su elenco, al final de una función de estreno.


El reto del teatro clásico

El tiempo transcurrido nos permite reconocer una verdadera apuesta programática en la larga y compleja nómina de piezas puestas en escena, en nuestro medio, por Ricardo Roca Rey: encontramos allí textos de los autores más representativos del teatro clásico griego como Los persas de Esquilo, Antígona de Sófocles, El cíclope y Las troyanas de Eurípides y Los Caballeros de Aristófanes –. Trabajó también obras del teatro español como El gran teatro del mundo de Calderón de la Barca y Don Juan Tenorio de Zorrilla; y del teatro inglés El sueño de una noche de verano, Romeo y Julieta y La comedia de las equivocaciones de William Shakespeare.


Teatro del siglo XX

Paralelamente a su interés por los textos clásicos Ricardo Roca Rey permaneció atento al desarrollo de la dramaturgia de su tiempo. Entre sus montajes destacan piezas de autores modernos como Jean Cocteau – La voz humana –, Eugene Ionesco – La cantante calva –, Friedrich Dürrenmatt – El matrimonio del señor Mississippi –, Thorton Wilder – Nuestro pueblo – y Arthur Miller – Panorama desde el puente y Las brujas de Salem–, entre otros. Destaca en esta lista el autor irlandés Joseph O’Connor por su obra Inca, cuyo montaje en el Teatro Segura constituyó su estreno mundial.


El teatro peruano en escena

Roca Rey fomentó desde sus inicios la escritura dramatúrgica hecha por autores peruanos. Por eso no nos sorprende que para su debut como Director eligiera Maquillage, la obra del poeta y artista plástico Jorge Eduardo Eielson distinguida en 1948 en el Concurso Nacional de Autores Teatrales. Puso en escena también las obras de Enrique Solari Swayne – Collacocha, La mazorca y Ayax Telamonio–, Juan Ríos – Ayar Manko y Los bufones – Sebastián Salazar Bondy – El trapecio de la vida – y de su hermano Bernardo – Loys y La muerte de Atahualpa.


Actores dirigidos por Ricardo Roca Rey

Ricardo Roca Rey inició su carrera como Director escénico trabajando con los talentosos actores que integraban el elenco de la “Asociación de Artistas Aficionados”. Y podríamos decir que muchos de ellos descubrieron sus capacidades a medida que asumían las exigencias de cada puesta en escena dirigida por él. Entre estos artistas destacamos a Luis Álvarez, Pablo Fernández, Ricardo Blume y Saby Kamalich. Pronto fue requerido por otras compañías locales de modo que realizó montajes prácticamente en todas las salas de teatro de la ciudad; varios de ellos en el Teatro Municipal que ahora alberga esta breve pero significativa exposición-homenaje.


Créditos

Investigación y textos
Manuel Munive Maco

Alcalde de Lima
Jorge Muñoz Wells
Gerente de Cultura
Fabiola Figueroa Cárdenas
Subgerente de Patrimonio Cultural, Artes Visuales, Museos y Bibliotecas
Kelly Carpio Ochoa
Coordinación de galerías
Patricia Mondoñedo Murillo
Promoción cultural
Yovana Almidón Chauca / Daniela Moscoso Peña
Difusión cultural
Augusto Carhuayo
Diseño gráfico
Sophía Durand
Área de Comunicación Digital
Manuel Alejos / V. Franco Mego C. / Luciano Laurencio M.

Un agradecimiento especial al señor Ricardo Roca Rey Cisneros, quien facilitó el archivo fotográfico de la exposición y por sus valiosos comentarios durante el desarrollo del presente proyecto.